fbpx

Uno, Dos, Tres ¡ A Correr! “Importancia de los Juegos al aire libre”

Jugar al aire libre, Súper Mamá, puede ser muy beneficioso para nuestros niños. Los ayuda a desarrollar sus habilidades lingüísticas y sociales. Por eso, en este artículo, la psicóloga Yara Aguilar, nos comparte algunos datos y consejos sobre este tema.

Texto por: Yara Aguilar

Las madres y los padres deben saber que es de suma importancia correr, saltar, reír, jugar, sea solo o en compañía, es muy sano ya que el juego en la infancia es fundamental para el desarrollo integral del niño y de la niña. Tanto dentro de casa como fuera, se adquieren habilidades y capacidades que les serán muy útiles durante su crecimiento.

Ese espacio de ocio y juego libre debe ser respetado. Esto es una herramienta fundamental para que el niño y la niña puedan desarrollarse de una forma sana y feliz. Se afirma esto, pues hoy en día está siendo más controlado estos espacios de ocio pasando a realizar otras cosas más estructuradas como deberes o actividades preparadas, eliminando así una parte fundamental del desarrollo: “los juegos libres”.

Dejar a los niños y niñas jugar con total libertad es beneficioso para desarrollar su aprendizaje (su cerebro se fortalece y desarrollan una mejor atención y memoria), sus habilidades lingüísticas (aprenden a comunicarse mejor y a tener más vocabulario) y emocionales ( el juego hará que los niños sean emocionalmente más expresivos), algo que les ayudará en el futuro.

Esta imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es child-613199_1280beeficiosdejugaralairelibre-1024x1024.jpg

Si les permitimos dejarlos jugar al aire libre les ayudarán en su desarrollo de habilidades sociales (los niños aprenden a llevarse bien con las personas y a afrontar algunos retos sociales), fortalecer su motricidad tanto gruesa como fina y desarrollar mejor su potencial inmunológico. También establecerán vínculos de cooperación, estarán mas conectados con la naturaleza fortaleciendo los cuidados y protección de esta.

Sabiendo esta integralidad que permiten los juegos al aire libre queda más suelta la estimulación de la imaginación y la creatividad ya que podrán inventar juegos e imaginar situaciones. Desde los 6 meses de vida sus hijos pueden gatear y jugar con la arena en la playa, con el césped del parque o en el patio trasero de sus casas. No se debe limitar a nuestros hijos a experimentar desde pequeños esta nutrida experiencia sensoria (textura, sonido, olores de la naturaleza).

Es importante y fundamental la participación de los padres, lleven a sus hijos al parque, a una excursión, visiten lugares donde puedan disfrutar la naturaleza donde sus hijos puedan correr, jugar, divertirse y lo mejor de todo es que a su vez estarán fortaleciendo los lazos familiares.

Recuerda Súper Mamá, que los juegos son parte del desarrollo y crecimiento de los niños y niñas. Coméntanos que te gusta hacer con tus hijos al aire libre…

YARA AGUILAR – PSICóLOGA

Artículos Relacionados

Esperamos tus comentarios