fbpx

Batería por dos: una historia de amor y de coraje…

Hoy, en Experiencias de una Super Mamá, conozcamos la historia de Krystell Santamaría, mamá de mellizos que pasaron por una difícil situación.

Texto: Krystell Santamaría

 

Como todas las personas en la vida, tenemos mil y una experiencia que merecen ser contadas.

 

Esta es una historia de amor y valentía que vale por dos.

 

Debo comenzar esta historia diciendo que jamás en mi vida imaginé ser madre de 2 a la vez.

 

En mi familia hay historial de casos similares, sin embargo, esta bendición me tocó a mí.  Una sensación que conjuga alegría y sobresalto al mismo tiempo.

 

Transcurrido por algunos cambios en mi vida el proyecto de ser madre había quedado rezagado. Dedicada al 100% a mi vida profesional, tomé la decisión de ser madre y al poco tiempo de dejar los anticonceptivos… estaba embarazada… eso no suele pasar tan pronto decía yo en mi mente, pero así sucedió. Hoy no me lamentó de nada, solamente doy gracias a Dios por esa bendición.

 

En nuestra primera cita al ginecólogo, nos dice “tan linda”, veo una bolsa, todo perfecto… y luego dice… veo otra bolsa…, yo solo decía: no entiendo esto de las bolsas y reitera: serás madre de mellizos #WAO, que hermosura, decían todos, y yo decía ¡qué susto!! Sin embargo, pensé, una súper mamá avanza y afronta todos sus retos con amor.

 

Este fue un embarazo de alto riesgo, sin saber lo que ello significaba, tuve un embarazo estupendo, cero vómitos, cero complicaciones o dolores mayores. Hice todos mis ultrasonidos, tomé mis vitaminas prenatales, y todo lo que conlleva el cuidado de una embarazada.

 

Es aquí donde inicia mi historia de aprendizaje sobre lo que significa dar a luz a dos bebés prematuros, a dividir tu corazón en dos y todo lo que conlleva esta historia, que con el día a día pasan muchas madres y padres en los hospitales de nuestro país.

 

Tuvimos que programar una cesárea para la semana 35 del embarazo gemelar, porque mi niña no estaba creciendo lo suficiente como su hermano, quien tenía un peso adecuado, su papá y yo antes de esta fecha habíamos tomado todas las precauciones: dosis de corticoides y prepararnos para ese gran día y conocer el amor más puro que puede existir.

 

Yo quería comer de todo a ver si de esa forma contribuía de alguna manera en el crecimiento de mi niña, pero nada de esto ayudaría. Sabíamos de antemano, que quizás nuestra pequeña, como su hermanito, requerían alguna asistencia respiratoria. Ella sería una bebé con bajo peso por lo que, en el peor de los casos, tendríamos que trasladarlos al Hospital del Niño y/o alguna complicación que no pudiese ser manejada en el hospital.

 

Al nacer, sacan a mi niña primero y luego al niño, ambos prematuros tardíos, una condición poco usual de 35 semanas, todo perfecto solo que -a las horas de nacido- su hermano, quien tenía el peso adecuado y no necesitaba asistencia, presentó una complicación respiratoria denominada “Hipertensión Pulmonar” (no tenía ni idea de la gravedad de esta complicación) seguramente me pasó como a muchas madres que no conocemos algunos términos y/o complicaciones.

Al llegar al Hospital del Niño al día siguiente con mi cesárea, tan reciente, los médicos me dicen: “su niño es el más grave de toda la sala, pero está estable dentro de su gravedad”. En ese momento creo que no sabía si llorar o salir corriendo, es muy difícil ver a tu hijo en estas condiciones. Dividíamos nuestros corazones y atención de mamá y papá, para poder brindarle atención a cada uno (necesitan sentir tu calor y apoyo), ya que cada uno de nuestros pequeños llegaron a estar en salas distintas, incluso en pisos distintos y como madre quieres darle la misma atención y amor a cada uno de tus hijos (esto lo pasamos muchas veces madres de dos a la vez o más de un solo hijo, seguramente me entenderán).

 

Día a día, durante los 23 que estuvieron hospitalizados, íbamos notando sus avances y luchas. Estos pequeños angelitos, no solo los nuestros, sino todos los que estaban en sala, te enseñan que son más fuertes de lo que imaginamos. El día que los pude tocar y abrazar por primera vez, mi corazón estallaba de emoción.

 

Por todas esas madres que pasaban diariamente en el Hospital del Niño en el piso 3 de la sala de Cuidados Intensivos Neonatal, subiendo y bajando escaleras, hablando con todos los médicos, enfermeras y por mis Dos Guerreros, tomé la iniciativa de crear una cuenta denominada @Bateríapordos para brindar tips prácticos, conectar con otros padres de múltiples, sensibilizar sobre las fundaciones que existen en nuestro país. Hoy en día, nuestros bebés siguen su crecimiento con dos meses de nacidos, dan mucha batería por dos.

 

A todas esas madres y padres que pasan por esta situación les puedo decir mucha fe y fuerza, lo están haciendo bien, sus bebés necesitan de todo su amor para salir adelante.

 

Esta es nuestra experiencia y queremos compartirla con otros padres luchadores, con hijos guerreros como los nuestros.

 

Krystell Santamaría M.

@BateriaPorDos

+507 65173455

Artículos Relacionados

% Comentarios (2)

2 bebe campeones protejido por Dios fuertes 💪💪💪 2 bebe en bombas como sus papas Felicidades y lo mejor esta bajando❤❤ love

Hola estimada Roxana

Mil gracias por tus hermosos comentarios. Como padres siempre vamos a dar el todo por el todo por nuestros pequeños.

Abrazos mil.

Esperamos tus comentarios