fbpx

5 productos que fueron esenciales durante mi tercer trimestre de embarazo

Masajes, curso prenatal, manoplas, zapatos y demás ayudaron a nuestra mamá primeriza, Isabeau Méndez, con su último mes de gestación.

 

Texto: Isabeau Méndez

 

Ahora puedo oficialmente confirmarles que, en efecto, para mí el Segundo Trimestre fue el mejor de todos.

 

Ya en mi noveno mes, estoy en una etapa en la que me quedo sin aire, la fatiga volvió, estoy hinchada, tengo síndrome de carpal en ambas manos, me duele la espalda y las “pataditas” de la bebé ya no son tan pequeñas, así que básicamente estoy en un estado general de incomodidad, -pero- créanme, nada, repito, NADA, es peor que las náuseas del Primer Trimestre. Así que no me puedo quejar, hay gente que les dura hasta el último mes.

 

Lo bueno es que, a diferencia de las náuseas, todos estos síntomas que acabo de mencionar si son completamente manejables con la ayuda de algunos de los productos que les voy a enumerar a continuación:

 

Zapatos

Mi talla usual es 7.5, pero debido a la hinchazón estoy calzando 9. NUEVE.

 

Literalmente, un día me desperté y no me quedaba NINGÚN zapato de mi closet. Así que le pedí a mi esposo que me llevara a comprar unos cuantos pares BBB, para tener algo que ponerme en las semanas que aún me hacen falta.

 

Paramos en el mall y compre 5 zapatos, la lógica me decía que iban a tener que ser abiertos, con una suela acolchonada y alguito de elevación. Así que elegí diferentes modelos con esas características en colores básicos: blanco, negro, dorado, plateado y rose gold.

 

Aquí les dejo algunas opciones:

Almohadita de cuña

Durante mi Segundo Trimestre recomendé esta almohada tipo chorizo https://amzn.to/2IB73hM para dormir más cómoda, y si bien es lo máximo, recientemente descubrí esta cuñita https://amzn.to/2Lk22Ig que me da el soporte perfecto en la posición que sea, sin ocupar tanto espacio, y creo que me va a servir después incluso cuando le de pecho a la bebé en mi cama.

 

Compré dos, cosa que en la noche cuando me volteo mi barriga tiene una en el lado que sea, en vez de tener que cambiarla yo medio dormida para acomodarme.

 

No solo es perfecta para dormir, sino que cuando ya tu barriga está grande, necesitas algo en la espalda a la hora de sentarte porque si no sientes que se te aprieta el pecho y te quedas sin aire, así que es super útil en ese caso también.

Masaje

Mi mejor recomendación es que consigas una buena masajista que venga a tu casa, y agendes con ella uno o dos días fijos de terapia a la semana hasta que des a luz. Lo ideal es que la persona sea fisioterapeuta, conozca de drenaje linfático y masajes prenatales, ya que hay ciertos puntos de tu cuerpo que deben evitarse cuando estas embarazada. Pero, de verdad que no hay nada como un masaje de coxis y para pies hinchados en estos momentos.

 

 

Curso prenatal y plan de parto

Cada quien sabe lo que necesita para sentirse preparada a medida que se va acercando la fecha. Yo desde el principio dije que quería:

  1. Una enfermera privada. He escuchado que a veces puede que te toque la mejor atención del mundo o que el hospital esté lleno y no tengan tanto tiempo para ti. Así que quiero asegurarme de contar con asistencia 24/7 durante mi estadía.
  2. Una experta en amamantar que me diera los guidelines y me supervisara un par de veces para asegurarme de que lo estoy haciendo bien y así evitar todas las incomodidades que suele conllevar el dar pecho (mastitis, pezones hirritados, mal agarre del bebé, etc.).
  3. Tomar el curso de parto con mi esposo, para que él estuviera claro de todo el proceso al igual que yo. Nosotras usualmente tenemos una mejor idea de a lo que vamos, lo hemos escuchado de nuestras tías, primas, amigas, y sabemos que nuestro cuerpo está diseñado para esto, pero ellos en verdad no tienen por qué saber, y este curso les ofrece un buen resumen.

 

 

Manoplas

Uno de los síntomas que más me ha molestado en esta última etapa ha sido el Síndrome del túnel carpiano, esto no le pasa a todo el mundo, así que no pensé que me fuera a tocar, pero sí me ha complicado un poco la vida porque me cuesta manejar, recogerme el cabello o cargar cosas pesaditas, pero usar manoplas a la hora de dormir me ha ayudado un montón y siento que poco a poco ha ido mejorando.

 

El túnel carpiano es un conducto estrecho que va desde la parte de abajo de la muñeca hasta la palma de la mano. La retención de líquidos provoca hinchazón, oprime el túnel y aumenta la presión en el nervio de la mano, provocando las incomodidades que estoy sintiendo.

 

Las mujeres embarazadas tienden a retener más líquidos en la segunda mitad del embarazo, y es por esto que los síntomas se agravan hacia los últimos meses.

 

Y bueno chicas… si todo sigue bien, el próximo artículo que lean será sobre el nacimiento de mi bebé. Así que mándenme todas sus buenas vibras y consejos porque esta es mi primera vez y aunque estoy que estallo de felicidad, no puedo evitar estar algo nerviosa. Hahaha. Un abrazo a todas.

Artículos Relacionados

% Comentarios (4)

La verdad muy buenos tus tips pero q pasa con la q no puede comprar todo eso o tener una enfermera privada creo q los consejos deberían ser mas comunes para personas normales de la vida real no para las celebridades nada mas

Buenas Tardes querida Lis

Muchas gracias por tu comentario, pero solamente este escrito corresponde a una experiencia muy personal de nuestra superbloguera. ¡No es una imposición! Tomaremos en cuenta tus observaciones para hacer un artículo alusivo y generalizado.

Un fuerte abrazo.

muy buenos tips, la verdad me hace sentir un poco mas confiada, estoy en mi tercer trimestre y estoy super nerviosa, he leido muchos blogs, articulo y seguido muchas paginas y aun no me siento lista, siento que hay mil cosas que aun no se.

Hola querida Melany

Mil gracias. nos encanta que nuestros escritos sean de ayuda para ti.

¡No te preocupes! Podemos leer y ver de todo durante el embarazo, pero todo se aprenderá en la práctica.

Un fuerte abrazo.

Esperamos tus comentarios