fbpx

Arma tu botiquín de primeros auxilios

Para todas es bien sabido que los accidentes están a la orden del día y, en nuestra casa pueden suceder. De allí, la importancia de tener un botiquín de primeros auxilios bien equipado, instalado en un lugar accesible y conocido por los habitantes de la casa, pero fuera del alcance de los niños pequeños.

En dicho botiquín (caja hermética que sea fácil de transportar) no debes meter cualquier cosa. Debe contener los siguientes elementos que los puedes encontrar en cualquier farmacia del Super 99. Toma nota:

  1. Mascarilla de protección facial: la utilizaremos en caso de que sea necesario realizar la respiración artificial boca a boca. De esta manera, evitaremos el contacto directo con posibles secreciones, vómitos, etc. de la persona a la que estemos atendiendo.
  2. Guantes de látex cuando vayamos a realizar una curación. Nos protegen del contacto directo con la sangre y otros fluidos, secreciones, etc.
  3. Toallitas de alcohol para desinfectar nuestras propias manos, antes de realizar una curación; recordar que NO deben utilizarse directamente sobre las heridas.
  4. Vendas hemostáticas de diferentes tamaños, para el control de hemorragias.
  5. Antiséptico para prevenir la infección en el caso de las heridas.
  6. Gasas para cubrir heridas o quemaduras.
  7. Curitas.
  8. Esparadrapo.
  9. Tijeras de puntas redondeadas.
  10. Vendas de diferentes tamaños.

 

Recuerda querida Super Mamá que el botiquín del hogar NO debe contener medicamentos: una cosa es el botiquín de primeros auxilios y otra distinta, el pequeño dispensario que tenemos, que debería contener: un termómetro, aparato de presión arterial, analgésicos, una crema antiinflamatoria, una pomada para pequeñas quemaduras, una crema antihistamínica, entre otros.

 

¡Arma tu botiquín!

Artículos Relacionados

Esperamos tus comentarios